Omraam Mikhaël Aïvanhov

Pensamiento del jueves 6 de julio de 2017.

"Cuando escuchéis música, pensad en utilizarla en vuestro trabajo espiritual. La música crea una atmósfera. Pero también puede ser comparada con el viento que hincha la vela de una barca y la empuja hacia nuevos horizontes: la realización de nuestro ideal, de nuestras aspiraciones más elevadas.
Observaos cuando escucháis música: os sentís transportados y tenéis tendencia a dejar flotar vuestros pensamientos. Intentad más bien concentrarlos en las realizaciones que os son verdaderamente importantes. Tenéis que encontraros con una persona, o debéis hacer un trabajo: podéis prepararos ya conscientemente para este encuentro o para este trabajo escuchando música. ¿Buscáis la sabiduría, el amor y la belleza? Pensad que la música os transporta hasta las regiones espirituales donde los encontraréis en abundancia. El sonido es una fuerza que os impulsa, pero os corresponde a vosotros elegir la dirección a la que queréis ser llevados."